Joven mexicano inventa parches inteligentes para detectar cáncer de mama

POR: / 12 octubre, 2017

FacebookTwitterWhatsAppShare

Los datos duros y cifras confiables sobre el cáncer de mama en México son inciertos, pues mientras Armando Ahued, secretario de Salud de la Ciudad de México, indica que al día mueren dos mujeres por cáncer de mama; la Sociedad Mexicana de Oncología revela que ocurren 15 muertes diarias por este padecimiento; la Fundación Mexicana de Fomento Educativo para la Prevención y Detección Oportuna del Cáncer de Mama (FUCAM) acusa al Inegi de maquillar las cifras al respecto.

Advertisements

Lo que es cierto y alarmante es la vertiginosidad con la que este mortal padecimiento arrasa con la vida y serenidad de miles de mujeres y sus familias, ya que en México el cáncer de mama es la primera causa de muerte en mujeres mayores de 25 años. El incremento en el número de casos y en la mortalidad se asocia de manera importante a la transición demográfica, a los estilos de vida poco saludables, al envejecimiento poblacional y al aumento en el número de casos de cáncer.

De acuerdo al Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva de la Secretaría de Salud Federal, en conjunto con la Organización Mundial de Salud (OMS), estiman un millón 671 mil 149 nuevos casos de esta enfermedad diagnosticados anualmente en México.

En el grupo específico de mujeres de 25 años y más, en 2015 se registraron seis mil 252 defunciones en mujeres con una tasa de 18 defunciones por 100,000 mujeres. Las entidades con mayor mortalidad por cáncer de mama son: Sonora (28.6), Nuevo León (26), Coahuila (25.7), Chihuahua (24.8), Cd. México (24.7) y Sinaloa (22.2).

La edad promedio de presentación de los casos de cáncer de mama es de 54.9 años, la incidencia más alta en el número de casos se registra en el grupo de 50 a 59 años.

Ante lo abrumador de los datos, pero sobre todo –a partir del caso de cáncer de seno de su madre– Julián Ríos Cantú, estudiante de ingeniería de 18 años y oriundo de Nuevo León diseñó un proyecto en conjunto con tres compañeros más. Inicialmente se trató de un sostén para ayudar a la detección temprana del cáncer de mama a partir de sensores de temperatura que, como él explica “resulta menos agresivo y doloroso que las mamografías”. Tal proyecto lo hizo ganador –en mayo pasado– del concurso “Global Student Entrepreneur Awards” en Alemania.

Al día de hoy, el proyecto de este joven mexicano ha evolucionado y generado muchas expectativas, pues de la mano de empresarios y entidades públicas y privadas de salud ha generado sinergia para llevar esta opción a millones de mujeres en México y el mundo.

EVA, el nombre del proyecto, es un dispositivo que está diseñado para detectar anormalidades en los patrones térmicos de la mama y la elasticidad del tejido, que pueden ser fuertes indicadores de cáncer de mama en etapas tempranas. EVA se compone de dos parches con biosensores que la usuaria puede colocar en su propio brasier.

Los parches recopilan datos que se envían al teléfono o tableta de la usuaria a través de tecnología bluetooth, y los algoritmos de inteligencia artificial producen una evaluación del riesgo en cuestión de minutos.

Los parches se utilizan durante escasos 60 minutos y se obtendrán los resultados de su exploración mensual. Durante este tiempo, la usuaria es libre de continuar con su rutina diaria, siempre y cuando su actividad física no sea intensa y no esté expuesta al sol.

“El objetivo de EVA es hacerla accesible, no invasiva, personal y confiable”,  expresó el joven empresario. Y hablando de accesibilidad, el costo de este dispositivo es de 120 dólares, es decir de aproximadamente 2 mil 251 pesos (al tipo de cambio de hoy). Asimismo, está en pre-venta a partir de este 12 de octubre on-line en el sitio www.evabra.mx.

Por cierto, las 5 mil primeras compradoras, no sólo adquirirán el producto, sino que también se harán acreedoras a una mamografía, ultrasonido, a la aplicación móvil requerida y a atención médica especializada las 24 horas del día, con el fin de seguir recolectando información que vuelva más útil este instrumento.

EVA –el proyecto de Ríos Cantú– está respaldado por su empresa Higia Technologies integrada por un equipo de ocho jóvenes más.

Dentro de los planes de la Higia –nombre de la diosa griega de la prevención y la salud– Ríos Cantú comentó  que para 2018 llevaran a EVA a países como España, Colombia, China y Estados Unidos.

Sobre los factores de riesgo para el cáncer de mama, el Dr. Samuel Rivera, presidente de la Sociedad Mexicana de Oncología revela que entre los principales se encuentran: la edad, el estrés y las alteraciones en la forma de comer; además hay que tomar en cuenta otros detonantes como: consumo de alcohol, inflamación crónica del colon, obesidad, ETS (enfermedades de transmisión sexual, exposición a la luz solar, tabaco, hormonas y agentes infecciosos.

Otro componente que aumenta el riesgo es la falta de un diagnóstico oportuno. Esto se debe principalmente a la falta de acceso a servicios de salud y tecnología para la detección y el tratamiento.

FacebookTwitterWhatsAppShare
Si quieres recibir gratis las noticias de la CDMX en tu celular, solo tienes que mandarnos un mensaje de whatssapp con el nombre de tu colonia a nuestro telefono (55) 63 54 41 91